Instituto de Otología García-Ibáñez
IOGI

Otitis Seromucosa

Se denomina así al acúmulo de líquido dentro del oído medio (en la caja de los huesecillos), por detrás de la membrana timpánica. Este contenido puede ser de consistencia acuosa, purulento o mucoso. Se suele producir por una mala función de la Trompa de Eustaquio, que es el conducto que comunica la parte posterior de la nariz con el oído medio, creando un efecto progresivo de presión negativa sobre la membrana timpánica.

Las causas son muy variadas, desde los frecuentes catarros de vías altas, hasta aumento del tamaño de las Vegetaciones Adenoides, tabaquismo pasivo, alergia, malformaciones craneo-faciales, reflujo gastro-esofágico, tumores en la zona posterior de la nariz, antecedentes de radiación en el área de cabeza y cuello, etc.

La otitis seromucosa puede presentarse de manera aislada, con lo cual suele responder bien a un tratamiento médico, pero hay casos en los que estos episodios se repiten o cronifican, precisando una intervención quirúrgica que consiste en hacer una incisión en la membrana timpánica, extraer el contenido y colocar un Drenaje Transtimpánico o tubo de ventilación, que no es visible externamente y que se mantiene durante varios meses o incluso años para corregir el proceso. Se ha de corregir igualmente, si se puede, el factor causal o favorecedor.

Otitis Seromucosa